Life is better at the beach…

Miércoles, julio 8, 2015 0 , , , 6

Qué alegría da la llegada del buen tiempo verdad? El ir a la playa es el mejor tratamiento para animarnos, y el sol nos pone inevitablemente de buen humor. Pero…ojo! Aunque queramos que el sol sea nuestro mejor amigo y poder estar todo el día junto a él…es un amor imposible. Yo era de las que de pequeña tomaba el sol con Nivea (el bote azul de toda la vida) e incluso con Aceite de oliva. Sin nada de protección solar, of course. Seguro que más de una os sentís identificada conmigo verdad? Hoy en día ni locas haríamos eso!!!

Pero…sabemos realmente los efectos nocivos que tiene el sol sobre nuestra piel? El sol tiene más efectos que una dolorosa quemadura. No voy a entrar en los efectos más graves, pero aquí os explico los dos más comunes.

sunMANCHAS

Ay las dichosas manchas…Todas sabéis de lo que os hablo verdad? Una prolongada exposición al sol puede provocar la destrucción de melanocitos pero también el crecimiento excesivo del número de estas células productoras de la melanina, el principal pigmento de la piel. La exposición al sol influye sobre cualquier tipo de mancha en la piel, bien sea oscureciéndola de forma transitoria o permanente, o favoreciendo su aparición en una piel previamente sin manchas. Por ello cualquier medida destinada a combatir o a prevenir la aparición de manchas en la piel ha de ir invariablemente asociada con medidas de protección solar.

ARRUGAS

Ninguna persona se salva del fotoenvejecimiento, aunque a algunas personas les afecta más que a otras. El 70% de las arrugas que aparecen en el cuerpo se deben principalmente a la acción del sol. La exposición acumulada a la luz solar genera anomalías en la regeneración celular y disminuye la síntesis de colágeno y elastina, por lo que genera que la piel pierda progresivamente su capacidad para resistir el estiramiento. Además, cuando tomamos el sol aumentamos la producción de Radicales libres, que rompen las fibras de colágeno y elastina. Aquí os dejo el post de The Beauty Blog, donde explica muy bien y de forma sencilla qué es un radical libre.

Además, tenemos que distinguir los tipos de rayos solares:

sun3Rayos UVA

Representan el 90% de los rayos de sol y son los responsables del bronceado directo e inmediato. Penetran hasta la dermis, son los que más dañan las fibras de colágeno y principales causantes de las arrugas.

Rayos UVB

Representan el 10%, son los responsables del bronceado indirecto y la pigmentación que aparece al cabo de los días. Su acción se limita a la epidermis (capa superficial de la piel). Aunque solo representen un 10%, son los más peligrosos ya que tienen un riesgo mucho mayor de causar cáncer de piel que los UVA.

No existe hoy en día en el mercado una crema que tenga un 100% de bloqueo total. Lo más recomendable es usar un FSP 50 cuando vamos a la playa y un FPS 30 el resto del año (para el sol ocasional), siempre de Amplio espectro para que nos proteja tanto de los UVA como de los UVB.

Así que, queda claro que la protección solar es un MUST antes de irnos a la playa. Además, ya sabéis que hay que evitar las horas de mayor radiación solar (mediodía) y aplicar la crema solar más o menos cada 4 horas.

Espero que disfrutéis mucho de las vacaciones, yo me voy a la playa con mi Crema FPS 50 a todas partes ;)

No Comments Yet.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*